Miviot responde inquietudes de agrupaciones en arrendamiento tipo comercial

Panamá, 21 de mayo de 2020. Representantes de agrupaciones de arrendamiento tipo comercial se reunieron este jueves con autoridades del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (Miviot), para conversar sobre el Decreto Ejecutivo No.145 de 2020 que suspende desalojos y lanzamientos.

Los arrendadores y arrendatarios relacionados al rubro de bares, discotecas y restaurantes, aglutinados en la Asociación de Restaurantes y Afines de Panamá (ARAP) y la Asociación de Restaurantes, Bares y Discotecas (Arbyd), mostraron más interés por el artículo 5 del Decreto 145 que contempla el congelamiento de los cánones de arrendamiento, las cláusulas de incrementos y/o penalización por terminación del contrato, durante el Estado de Emergencia Nacional por el Covid-19 y dos meses después al levantamiento de la medida sanitaria.

En el encuentro virtual, la ministra Inés Samudio explicó que el espíritu y disposición de la norma, vigente desde el 1 de mayo pasado, es para evitar los abusos, los lanzamientos, los desalojos y ayudar a las personas más vulnerables.

La postura del Miviot es que todas las cláusulas de penalización están congeladas, al igual que el aumento de canon, tal como lo establece el Decreto 145, que lleva la firma del presidente de la República, Laurentino Cortizo Cohen.

En tanto, la Dirección General de Arrendamientos, a cargo de Luis García, será la encargada de recibir los casos y atenderlos, de no llegarse a acuerdos.

El director García sostuvo que esa penalización que contemplan los contratos no puede hacerse y posteriormente esa pena que tendría que aplicarse en ese lapso de tiempo, a su juicio, tampoco puede aplicarse.

En el acercamiento, donde se depuraron inquietudes, la ministra comunicó que siempre estarán las puertas abiertas para cualquier sugerencia, consulta o inquietud, para buscar soluciones en conjunto.

Samudio ha dicho que en principio congelar incrementos de los cánones de arrendamiento es una disposición del Decreto 145; sin embargo, no impide que las partes puedan negociar posteriormente en virtud de la Ley 93 de 1973, que rige los arrendamientos.

Además, se acordó una segunda reunión donde se invitará a la Asociación Bancaria de Panamá y agrupaciones hoteleras, en la cual se evaluará la viabilidad para conformar una mesa de trabajo con todos actores, para depurar cualquier inquietud, sugerencia y buscar una solución mediante el diálogo.

En la reunión con los actores del arrendamiento tipo comercial estuvieron también el viceministro de Vivienda, Rogelio Paredes; el director de Asesoría Legal, Roy Torres y por el Ministerio de Comercio e Industrias, el asesor Julio Mock.